Transporte de carga de exportación

Enviar mercadería al exterior puede ser laborioso y delicado. Entre otras cosas, debe elegir el tipo de transporte que satisfaga sus necesidades y su presupuesto. También debe tener en cuenta varias particularidades relacionadas con las condiciones de venta internacional, embalaje, seguros y aduanas. El transporte de mercancías es un paso importante en su cadena de suministro, existen muchos tipos de seguro de transporte, el nacional e internacional. Para el envío de sus productos en el extranjero, puede elegir diferentes tipos de transporte:
1. Transporte aéreo:
El transporte aéreo es la opción más cara; sin embargo, este tipo de transporte ofrece ventajas como la velocidad, además, los costos de seguro y almacenamiento son más bajos y es posible un mejor control de inventario;
2. Transporte por carretera y ferrocarril
Como el sistema de carreteras está muy desarrollado en América del Norte, el transporte por carretera es el tipo de transporte más utilizado en este continente. Varias compañías de transporte transportan productos canadienses a los Estados Unidos y las tarifas varían dependiendo de la carga del camión (total o parcial).
3. Transporte marítimo
El transporte marítimo se utiliza principalmente para el transporte de artículos voluminosos o productos a granel y mercancías, es el tipo de transporte más barato. Las tarifas varían según la cantidad de contenedores necesarios para el envío.
¿Qué sucede cuando el transportista sufre un accidente que no lo deja llevar su tarea a cabo? Para que un transportista compense a un cargador en caso de daño, debe incurrir en su responsabilidad, el transportista puede aprovechar la exención de responsabilidad cuando el daño a los bienes es el resultado de un evento de fuerza mayor. La noción de fuerza mayor es relativa a un evento que tiene la triple característica de ser imprevisible, irresistible y exterior, si se cumplen estos tres criterios, el transportista puede exonerarse de su responsabilidad y no debe ninguna compensación por el daño sufrido. Algunos errores graves que el transportista podría cometer le eximirán de su responsabilidad y ya no tendrá que compensar el daño sobre la base de los límites de responsabilidad, sino que compensará todo el daño sufrido por el cargador o sus dependientes. Frente a estos inconvenientes y dificultades en la relación entre los transportistas y las empresas de transporte, existe una solución para garantizar el flujo de mercancías y, por lo tanto, las operaciones comerciales.
Por otra parte, cuando envíe productos al exterior, lo mejor para usted es comprar un seguro de transporte porque usted es el principal responsable de sus bienes durante el transporte. Los transportistas internacionales no se responsabilizan por la mercancía durante el transporte, a veces puede ser necesario en un contrato de venta que compre un seguro que se conoce comúnmente como “seguro marítimo”, aunque de hecho cubre el transporte en barco, aire, camión y tren.
El seguro cubre cuatro tipos de riesgos:
• Riesgos relacionados con desastres que pueden afectar el vehículo de transporte (hundimiento, incendio, inundación, etc.);
• Riesgo de accidentes y otros riesgos incidentales que pueden afectar a los propios bienes (caídas, aplastamiento, rotura, etc.);
• Otros riesgos que escapan al control del vendedor (robo, piratería, daño voluntario, etc.);
• Los riesgos de guerras y situaciones políticas.

No Comments

Post A Comment

WhatsApp chat